domingo, 22 de febrero de 2009

El Condón Lingüístico

No sé si lo del condón lingüístico resultará pero ¿para qué? No es mi culpa, la verdadera culpa la tiene la sociedad en la que moramos. Siento empezar de esta manera tan farragosa, veréis, todo empezó de la manera más inocente: Estaba yo con mis amigos hablando y bueno, cada uno tiene una manera peculiar de hablar, dependiendo de la zona en la que viva usa determinadas expresiones verbales (A Txino se le entiende más bien poco y de Gonzalo decir que cada palabra que suelta es una joya, una joya llena de alto contenido sexual y cutrez por doquier xD) Pues bien, acabamos todos intoxicados sin darnos cuenta, no sólo de esas expresiones guays, también de gilipolleces que iban saliendo… Estas intoxicaciones se van expandiendo como una (exabrupto) pandemia, un virus contagiado verbalmente.
A mí, personalmente, me gustan. Sirven muy bien como expresión graciosa, una contestación inesperada para el pobre receptor (el cual se contagiará también, es sólo cuestión de tiempo) Ejemplos de esto hay a saco, un ejemplo sería “Legendary… wait for it… dary”, la cual se nos pegó por la serie cómo conocí a vuestra madre y “0 meter”, la cual fue integrada en nuestros corazones gracias a la colaboración de Ane Tolo. Se podría decir que Ane Tolo es la chica del 0 meter. Todas estas y muchas más han provocado que Sandra esté con un condón lingüístico debido a que se pasa todo el día diciendo estas clases de tonterías, se está descontrolando, necesita ayuda, está muy mal la pobre.

El plan para carnavales era ir de La Guerra de las Galaxias: yo iría de Obi-Wan Kenobi, Sandra de Darth Vader… iba a venir incluso Txino, a la Fever además, pero al final nada se pudo hacer. 0 disfraces, 0 Fever, 0 meter, 1 vampira, 1 dolor de estómago, varias entradas mal… Odio las discotecas y, encima, yo hasta las seis de la mañana no aguanto. De todas formas las cosas les han salido un poco torcidas ya que la mitad de la gente se ha rajado (por dolor de tripas o por equivocación de entradas). Estuve en casa de Sandra, hasta el momento de ahuecar el ala, viendo como se disfrazaba de vampira gótica mientras me explicaba la diferencia entre una vampira y una vampiresa, ella es las dos cosas jeje. Ahora quiero que veaís una cosa que me he encontrado por casualidad en Google: Se trata de un viejo artículo del periódico de mi colegio, de cuando hicimos la excursión cultural por al casco viejo de Bilbao, ahí estamos casi toda la clase.

1 comentario:

Lorelei dijo...

0 condón, Andoni, 0 condón. 10 meter. xD ¿Y lo bien que nos lo pasamos con nuestra jerga de retracas? :P